GTD para dummies: la visión

GTD para dummies: los objetivos

Dado el impacto que pueden llegar a tener en nuestra vida, aún me sigue sorprendiendo la manera en que ignoramos algunos aspectos de la productividad personal en su conjunto, y de GTD en particular. Uno de esos aspectos, que sistemáticamente quedan relegados a las páginas de los libros y los artículos de los blogs, y que nunca se tienen en cuenta a la hora de la verdad, es el de crear una visión a largo plazo de nosotros mismos.

A largo plazo, ¿qué tendría que suceder para considerar que hemos tenido éxito en la vida? Esa es, básicamente, la respuesta que deberíamos responder para definir nuestra visión. Una respuesta que, si es sincera y completa, dará forma casi de manera automática a nuestros objetivos, áreas de responsabilidad, proyectos y próximas acciones.

La definición

Existen varias formas de expresar la visión. Algunos lo hacen mediante mapas mentales. Otros mediante collages de fotos, textos e imágenes que representan lo que quieren conseguir.

En mi caso, al igual que hago con los objetivos, prefiero la descripción textual, quizá porque soy mejor con las palabras. Pero cualquier forma es buena si con ella logramos expresar lo que significa alcanzar nuestra visión.

Como con los objetivos, la visión no es inmutable, aunque ciertamente es menos volátil. El núcleo principal permanece más o menos constante, pero todo el tiempo se nos ocurren ideas y matices nuevos que debemos incorporar a nuestra visión. Esos pequeños –a veces no tan pequeños– cambios nos obligarán a hacer correcciones de rumbo, en forma de nuevos proyectos, y en ocasiones, nuevas áreas de responsabilidad.

Por tanto, no hay un plazo de tiempo específico para revisarla, como sucede con los proyectos u objetivos. Aunque los grandes cambios en nuestra vida nos obligarán, por lo general, a revisar nuestra visión, siempre debemos estar alertas y hacer los ajustes que sean necesarios en función de los “descubrimientos” que hagamos sobre lo que nos hace felices, y de lo que queremos para nosotros, la gente que nos rodea y el mundo en general.

La dificultad

No os voy a engañar: definir una visión no es algo que se pueda hacer en 10 minutos. Generalmente es una tarea que requiere tiempo, reflexión y valor. Y como acabo de decir, en constante evolución.

Una de las dificultades más grandes que siempre he encontrado a la hora de construir mi visión es que a veces no tengo el valor de pensar en grande. A todo el mundo se nos ocurren ideas locas y fantásticas que realmente nos hacen vibrar. Pero cuando empezamos a pensar en cómo vamos a conseguirlo, se nos hace tan difícil que nos da miedo incluirlo en nuestra visión.

El truco es centrarse en el qué, no en el cómo. Fue centrándome en el “qué”, en lugar de en el “cómo”, como conseguí hacer realidad mi visión de una vida sin cargas económicas, con más libertad y llena de estímulos como la que tengo actualmente. Una vez que tuve el coraje para incluir esa idea en mi visión, poco a poco fui encontrando los “cómos”. Hasta que finalmente, en 2005, me mudé de Madrid y me fui a vivir a México.

La recompensa

Uno puede decir que cumple su visión sólo si lo siente así. No hay cifras ni plazos involucrados. Uno no siente que ya ha alcanzado su misión, sino que la está realizando todos los días, cada hora, cada minuto.

Tener una visión bien definida es la esencia de la productividad personal. Una visión clara simplifica todo el proceso de ser productivos. Las áreas de responsabilidad y enfoque emergen por sí solas, los objetivos se vislumbran con meridiana claridad, todos los elementos de GTD encajan a la perfección, y resulta mucho más sencillo recuperar la motivación y el camino cuando perdemos el control.

O dicho de otro modo, ser productivos significa cumplir con nuestra visión y, por ende, construir nuestra felicidad día a día.

Artículo original escrito por Jero Sánchez. Sígueme en Twitter.

Foto por shelby (via Flickr)

18 comentarios

  1. Impecable post, si los objetivos son imprescindibles, “el gran objetivo” (el de visión a largo plazo) no puede fallar.

    Un detalle importante que añadiría es que cuando se hace una previsión no podemos caer en el error de dejarnos influenciar por la circunstancia. Un objetivo a largo plazo se debe pensar también a largo plazo. De lo contrario nos daremos cuenta de que cumplidos o no, estábamos persiguiendo metas menos importantes de las que realmente querríamos. Un saludo!

    • @Iago:

      Efectivamente, no podemos evaluar y dar seguimiento a nuestra visión con criterios cortoplacistas. Conseguir vivir nuestra visión es una carrera de fondo, y no podemos/debemos tomar decisiones influenciados por circunstancias puntuales.

  2. Para mi este concepto, aunque parece un tanto abstracto y espiritual, es fundamental para todo. Todo lo que hacemos en nuestra vida, las decisiones que tomamos, tienen que estar basadas en la visión, el gran por qué. Sino nada tiene sentido.

    Gracias por otro excelente artículo, Jero. Y bienvenido de nuevo.

    • @Francisco:

      Algunos critican GTD porque es un método productivo muy enfocado en el aquí y el ahora, y carece de otros elementos como los de Covey, por ejemplo. Sin embargo, con este enfoque en los distintos horizontes, especialmente la visión, queda claro que GTD es un método holístico.

      Lástima que muchos tengan una visión –valga la redundacia– un tanto miope, y se queden en las listas y revisiones de próximas acciones. Como dices, sin una visión, lo demás no tiene sentido.

  3. Quiza haya gente que pase por alto este post, pero sin duda es uno de los pilares de la tematica del blog. Muy bien explicado, gracias.

  4. Hola Jero,

    En verdad la forma en la que has detallado este punto se vuelve tan reflexiva y profunda que ciertamente nos hace valorar lo que es importante en nuestra vida y hacerlo realidad.

    Me gustó mucho la forma en la que ejemplificas el punto, y eso es parte de lo se disfruta del Gachupas, tu interpretación práctica y ejemplar de las cosas que nos muestras.

    Saludos,

    Omar Carreño

  5. Definitivamente lo mejor del gachupas es como nos hace llegar sus conceptos, muy práctico, Gracias por hacernos pensar y dar la importancia que merece la visión a largo plazo, para nuestro provecho.

    Gracias Totales

    • @Abelardo:

      Gracias a ti por reafirmar la importancia de tener una visión. Mucha gente nunca ha pensado en ello, y otros piensan que no tiene una aplicación práctica. Pero está claro que para muchos de vosotros sí es importante –para mi también lo es :-)

  6. No he podido evitar prestar una especial atención a la referencia que haces a “una vida sin cargas económicas” y me gustaría si puede ser que nos hicieras un breve comentario sobre lo que crees que son las bases de este tipo de vida…

    Saludos

    • @Juan:

      Por “una vida sin cargar económicas” me refiero a no tener deudas importantes y poder disponer de tu dinero para hacer cosas que de otro modo sería difícil. El dinero no es un fin, sino un medio. Pero sin dinero hay muchas cosas que resultan muy difíciles de hacer.

      Por ejemplo, viajar a Thailandia para conocer el estilo de vida budista; preparar un retiro digno y cómodo en el Caribe; compartir el dinero con otras personas; dejar tu trabajo por otro que te gusta más –o iniciar un negocio por tu cuenta–; practicar golf, o escalada, o cualquier deporte o actividad que requiera equipo caro; conducir un Mini Cooper, o trabajar en un Mac, o hablar con un iPhone, o disfrutar en un iPad ;-)

      En fin, estoy seguro de que se te ocurrirán muchos más ejemplos. La idea con una vida libre de cargas económicas es que el dinero –o la falta de él– no sea un obstáculo significativo para hacer todas aquellas cosas que realmente te gustan –y tener una hipoteca a 40 años, por ejemplo, era un obstáculo para mi :-)

  7. Excelente post, la forma de explicarlo hace que me sienta como nuevo y con muchas ganas de hacer grandes cambios en mi vida. Gracias por compartir con nosotros eso tan especial.
    Por cierto bienvenido nuevamente.

    • @Luis:

      Adelante con esos cambios. A veces, lo único que necesitamos es ver las cosas por los ojos de otros. Espero haber aportado mi granito de arena para que des los pasos que te lleven a una vida más productiva –y por ende, mejor :-)

      Ah, y gracias por la bienvenida.

  8. Wow, I came across this post because you used my Dream-catcher picture from Flickr!
    That’s the first time I’ve ever seen my pictures being used by someone else, and I got slightly excited. :)

    • @Shelby:

      I belive in Creative Commons spirit, and I’m glad that people like you share their work in that selfless manner. So thank you! Besides your picture is pretty good, really. Hope you don’t mind if I use another of your pictures in the future ;-)

Deja un comentario